Triste pero cierto

Iván Barroso, Ivi, durante el derbi asturiano decidió escribir en lugar de seguir sufriendo por el partido y el resultado, sin conocer el cese de Rubén Baraja y la llegada de José Alberto al banquillo del primer equipo.




Aun no acabó el partido pero no puedo aguantarme a escribir, tengo mi piel rojiblanca chorreando pero no sé si es sudor o vergüenza y mi corazón roto por primera vez en mis 38 años. Siento vergüenza de un partido de mi equipo, no tenemos alma, parecemos juveniles, estoy empezando a creerme eso de que los equipos son reflejo del carácter de sus entrenadores, cosa que Baraja demuestra no tener ni carácter ni valentía por no decir otra cosa.
En la primera mitad sentí pena de ver como ser arrastraban mis colores por el campo, sea cual sea el resultado esto no puede seguir así, no sé quien puede arreglar esto, pero si sé lo que no quiero ver más y es a Baraja con mi escudo en el pecho. Puedes ganar, empatar o perder, pero lo que a mi me duele es la forma ver un equipo a tirones, sin ideas, a patadones, jugando para atrás, aunque esto para algunos quizás el fútbol, un trabajo, una nomina a final de mes; para mi es algo más que un juego o un deporte, voy a hacer mía una frase de mi compañero y amigo Loren Castro: “si el fútbol es sólo un deporte el corazón es sólo un órgano” . Para mi es así, para mi el Sporting es mi segunda piel y mi segundo corazón. A veces he tenido la sensación de que éramos un equipo amateur, no sé dio la talla y no sólo me refiero en el banquillo, todos saben de que va esto y los que jugaron sin ambición, sin orgullo y con cobardía, también han sido los jugadores, en un partido así hay que salir a morder y morir por el escudo y no a dormir, menos hablar en las previas y en los posts acordándonos de la afición que se ha pasado casi diez horas en el estadio para esto, pensé que jamás diría esto de mi Sporting pero he sentido vergüenza, pena y más cosas que prefiero no decir y me parece ya de reírse de la afición, que ante la pregunta del periodista que hace las entrevistas, de si ha faltado intensidad al inicio de partido… Baraja diga que “no que, ha faltado concentración”,  para mi señor Baraja han faltado intensidad, concentración, orgullo, corazón y agallas por no decir otra cosa….




No voy a hablar por nadie hablo por mi y digo que me siento defraudado por todos, hoy jugadores y entrenador, en el caso de este último además me siento engañado y burlado, yo me creí su charlatanería, yo defendí primero su fichaje y después su continuidad, en mi opinión ha demostrado no tener táctica ni estrategia y mucho empecinamiento, repito que es sólo mi opinión y por eso le digo que de mi ya se ha reído bastante. Váyase señor Baraja y cierre al salir, yo no quiero esta imagen ni un minuto más en mi equipo, quiero sentir satisfacción al verlo, no sentir decepción, quiero sentir orgullo y no vergüenza al ver a mi equipo en el campo.
Es la primera vez que no canto un gol de mi equipo, lo siento pero me parecía más importante abrirme y desahogarme que celebrar un gol inútil que no servia para nada y que no cambia mi pensamiento, ni mitiga mi dolor, yo ahora mismo seria incapaz de hacer un análisis deportivo.
No se si cuando vea la luz este articulo sigan las cosas igual o no, pero espero y deseo que si que la era Rubén haya terminado y que la plantilla olvide todas sus “enseñanzas”, por ultimo decir que mi sensación es que cuando se produzca la destitución de Baraja traerá consigo, al menos de manera ”virtual” , la salida de Miguel Torrecilla, pero es sólo una sensación.

Ivan Barroso Canto

@ivanbarroso79

One thought on “Triste pero cierto

Deja un comentario

Top
A %d blogueros les gusta esto: