Papá, ¿qué es un ascenso?

El Lunes 31 de Marzo de 2014 después de una derrota del Sporting en Las Palmas escribía esto. No sé si estamos en la misma tesitura y podemos pensar igual que en aquella ocasión o por el contrario estamos ante ese niño de nuevo que no vivió un ascenso con el Sporting.



Lunes, 31 de Marzo de 2014
Ayer, justo al acabar el partido en Las Palmas, en el que todos nos llevamos una desilusión, tuvimos la frustración del resultado e independientemente de los motivos que lo ocasionaran, me quedé escuchando la conversación de un hombre al lado mío, donde yo lo estaba viendo. Estaba comentando las jugadas polémicas, los fallos, etc…en fin, lo que todos hacemos después de ver un partido. Según iba avanzando la conversación, nombró un par de veces la palabra “ascenso”, la cual, llamaba mucho la atención a un niño, su hijo, que miraba perplejo las explicaciones de su padre. Al ir marchándose la gente y quedándose solos en la barra, el niño, ansioso, le pregunto a su padre: “Papá, ¿qué es un ascenso?”, el padre le miró, le cogió en brazos, le sentó en un taburete y le dijo: “mira, un ascenso, es una de las cosas mas bonitas del fútbol, para un equipo como el Sporting, en el último, tu eras muy pequeño y no te acuerdas, pero te lo voy a contar”.
Lo que vivimos aquel día fue inolvidable, después de muchos años en segunda división, algunos muy buenos, otros no tanto, por fin un día, se consiguió subir a primera, con los grandes, donde tiene que estar el Sporting, gente en el campo gritando, cantando, llorando de alegría, los jugadores en un autobús recorriendo las calles de Gijón, todo eran sonrisas y abrazos, colores rojiblancos, una fiesta por todo lo alto, hasta muy tarde, pero sin cansancio, porque el ascenso era lo que mas quería la ciudad, el equipo y la afición. Fue precioso.




El niño, sonríe a su padre y le dice: “¿y por qué este año no va a poder ser?”, “-no he dicho eso, digo que esta muy difícil, que cuando se pierden partidos, se fallan goles, te pitan penaltis y la gente empieza a no creer, pues…-“, el niño le interrumpe y le dice algo que no voy a olvidar: “Papá, ¿sabes lo qué pienso?, que si todo el equipo quiere el ascenso, la afición quiere el ascenso, y la ciudad quiere el ascenso, todo es posible, además, yo era muy pequeño y no me acuerdo de todo eso, pero ahora, que soy mayor, y que ya sé porque soy del Sporting, voy a ver un ascenso y así se lo podré contar a mis amigos del Barça o del Madrid, que un ascenso es más importante que una liga o una copa, que un ascenso del Sporting une a todo el mundo, a los que hoy, como tú, están tristes, yo no lo estoy, ¿sabes por qué Papá?, porque los que somos del Sporting sufrimos y disfrutamos mas que nadie y así las celebraciones son mejores. no me creo a los que dicen que no se sube, porque ellos no creen en el equipo y si el ascenso es tan importante para ellos, como para mi, hay que creer siempre, hasta el ultimo partido, así, el día de la fiesta, estaremos todos, los que creen y los que no, pero los que mas vamos a disfrutar, somos los que ahora, creemos”.
El padre se queda callado le abrocha la cazadora, y el niño le cogió la bufanda y se la puso al cuello, “da igual que perdiéramos, soy del Sporting y llevo mi bufanda”. No pude evitar hacerle un gesto con la mano cuando se iba, señalando con el pulgar hacia arriba, porque hay mucha gente que piensa en el ascenso, que cree, más o menos, pero la ilusión, la de un niño, es la que todos deberíamos de tener hasta el final. Porque ayer, a pesar de la derrota, vi como un niño, me daba una lección. SUBIMOS.
Loren Castro.
Publicado por srsdg a las 12:00h lunes, 31 de marzo de 2014




Nuestra puntuación
Haz click y danos tu voto!
(Votos: 3 Promedio: 5)
Loren Castro

Loren Castro

Director de todo esto que veis aquí y alguna cosa más que no veis. La radio me da la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *