Dolorosa derrota

Domingo de Tercera División, el Gijón Industrial viajaba a Llanes para enfrentarse con el equipo local e intentar revertir la mala situación clasificatoria por la que está pasando el equipo en gijonés en estos momentos.

 



Una mañana cálida por momentos, ya que en cuanto las nubes tapaban al sol la temperatura bajaba notablemente, pero la falta de lluvias animaban a seguidores de ambos equipos a acercarse al Campo de San José para disfrutar del partido. Mucha diferencia de puntos entre el Llanes, que se encuentra en tercero en la clasificación y el Industrial en puestos de descenso, concretamente en el puesto número 18º.

A las 12:15 se iniciaba el juego, con un conjunto visitante muy ordenado, con ideas claras y muy guerrero, que provocaba peligro a tan sólo ocho minutos del comienzo, con un mano a mano de Villa y el portero. Un defensa del Llanes tenía que intervenir y sacar el esférico bajo palos. Los pupilos de Luis Arturo respondían a los ataques del Industrial y en el minuto 13 ponían un balón que Iván Llamas despejaba.  Pocos minutos después el guardameta gijonés hacía una gran intervención parando un balón cargado de mucho veneno. El partido era una constante lucha sin que ningún equipo, hasta ese momento tuviera una posesión completa. Un intento más de Villa de anotar el primer tanto del encuentro que llegaba casi en el minuto 30, pero volvía el balón a irse lejos de la portería rival. El partido daba un giro y el Llanes se hacía con los dominios de la pelota y a tan solo dos minutos de finalizar la primera parte anotaban un gol, abriendo el marcador a su favor gracias a Morán.

Los descansos dan para mucho, algo pasaba en el vestuario de Viti Amaro, porque los fabriles salían con ganas de remontar el partido, parecía ser el momento del Indus, con muchos intentos de llegar al área contraria. Berto Toyos del Llanes, cometía una falta dentro del área, provocando su expulsión directa y beneficiando al conjunto visitante con un penalti, que era anotado por Pelaez. El empate poco duraba, minutos después el Llanes anotaba su segundo tanto por medio de Richi, a pesar de estar jugando con uno menos, el conjunto local dominaba el juego. Un toma y daca, eso era la segunda parte del partido, con otro penalti a favor del Industrial, por una mano dentro del área volvía a empatar el encuentro, de nuevo Peláez. Parecía que el partido podía estar sentenciado a empate pero no, el Llanes se hacía más fuerte y Arturin anotaba el 3-2 de la contienda, no consideraban suficiente el resultado y Gael marcaba el 4-2, pisoteando todas las posibilidades del Gijón Industrial por remontar, que perdía así un punto importante dada su situación. Y así se llegaba al final del partido con un 4-2 a favor del Llanes.




Peláez jugador del Gijón Industrial

 

GALERÍA DE IMÁGENES:

Deja un comentario

Top
A %d blogueros les gusta esto: