Cruda realidad

La derrota de ayer vuelve a tirar por tierra las esperanzas de encadenar más de un resultado positivo, y hace volver la sombra de que este equipo no termina de arrancar.

El remedio para intentar voltear un marcador que se pone cuesta arriba es volver a un 4-4-2 que parte al equipo en dos y lo deja sin las pocas ideas claras que tiene. Ayer no fue diferente y preocupa pensar que esa es la solución para los partidos que se complican. Urge buscar alternativas, y trabajar mucho más el bloque para no ser tan previsibles y planos.

Estamos en la jornada 15 y tal parece un tramo de pretemporada probando sistemas, hay jugadores que no se sabe aún lo que pueden dar, otros con un dudoso rendimiento y un clásico ya en el Sporting es el jugador que parte de menos 500 pero acaba siento titular indiscutible.

Lo más grave quizás es que se continúa sin corregir errores a balón parado y muestra de ello es el primer gol de ayer, que deja en evidencia la colocación defensiva y los marcajes una vez más. Es evidente que la horrible salida de Cuellar es lo que más llama la atención, pero no debemos de olvidar que tanto Sergio como Amorebieta se marcan a ellos mismos y a Douglas se le escapa la marca de Caicedo al que solo con tocar el balón le sirve para romper el empate.

Quizás la explicación a todo esto o parte de ello, es cuando Abelardo sale diciendo al final del partido que “hemos tratado de tú a tú al Espanyol”. Vuelve a salir la mentalidad de equipo pequeño y conformista como viene siendo habitual. Que pena.

Pues bravo, se ha tuteado al todo poderoso Espanyol. Equipo que está en plena reconstrucción con un entrenador nuevo, que ese si que sabe lo que quiere y no renuncia a ningún objetivo.

 

Acerca de

Colaborador, tertuliano y webmaster en el programa de radio online Sporting Somos Tod@s.

Publicado en Columna de opinión Etiquetado con: , , ,

Deja un comentario